martes, 26 de mayo de 2009

¿QUÉ TE HAGO?



¿Qué te hago, yo, que sin piedad me afrentas
y de las mustias hojas te cobijas?
¿Acaso no comprendes ni te fijas,
en las noches oscuras con tormentas?

No intentes redimir tu culpa insana
ni tientes a la suerte con tu llanto,
sofócate en tu mísero quebranto
mientras yo reverdezco en la mañana.

Que renazca la cúpula ambarina
y del cielo se filtren mil tonadas
en forma de palomas que en bandadas,
venzan tu ingratitud y mi rutina.

4 comentarios:

Leni dijo...

A veces no se comprende o no se quiere comprender.
Deja que renazca esa cúpula y con ella tu.

Que hermoso poema.
Una rima bellísima.
Fondo y forma.

Un beso grande Lila

Lila Manrique dijo...

Leni querida, muchas gracias por tus palabras...
Un abrazo inmenso

Oasis dijo...

HOLA AMIGA

ME HA GUSTADO MCUHO TU BLOG

ES BELLISISMO

UN ABRAZO

Lila Manrique dijo...

Gracias querida Oasis, abrazos inmensos.